lunes, 7 de diciembre de 2009

¡Aquí estoy!


Es la frase que queremos decir cuando recibimos una llamada y contestamos el teléfono.

Aquí estoy decimos cuando llegamos a casa y queremos informarle a nuestra familia que hemos regresado.

Aquí estoy, es la frase que decimos a una amigo cuando vamos a visitarlo al hospital, a un funeral, a su casa, en un café o con una llamada.

Aquí estoy es la frase que le decimos a nuestros seres queridos cuando los tomamos de la mano, les damos una palmada en el hombro o simplemente los abrazamos sin decir frase alguna.

Eso hizo Dios conmigo este día, por eso no puedo callar y dejar de contarles lo sucedido:

Esta mañana al salir de mi vehículo me golpee mi cara con la punta de la puerta, yo pensé, “que mala forma de empezar el día” pero no sabía lo que Dios tenía preparado para mi. Almorzamos fuera de la oficina con los compañeros de trabajo, tan amena estaba la conversación que no me di cuenta que había dejado olvidada mi billetera. Dos horas después de almuerzo se presentó a la oficina un caballero con su hijo de unos 8 años preguntando por mí mientras yo ni siquiera me había percatado haber olvidado mi cartera. Él, su esposa y su hijo fueron a comer al mismo lugar y al encontrar la cartera se tomaron la molestia de venir a dejármela. No podía creer lo sucedido pero lo que mas me sorprendió es conocer estas personas de tan buen corazón que no dudaron en hacer lo correcto y dar un buen ejemplo a su hijo mientras me decían “yo lo hice porque me puse en su lugar y se lo difícil y caro que es perder todos sus papeles”.


A pesar de haber empezado un mal día con ese golpe en la cara, me di cuenta en ese momento que Dios me estaba enviando a sus mensajeros a través de estas personas para decirme:

“Aquí estoy”, cuando todo parezca oscuro, cuando la marea vaya en tu contra ¡Aquí Estoy!, cuando todo vaya en tu contra ¡Aquí estoy!, las malas noticias lleguen sin asomarse la buenas ¡Aquí estoy! Te envío señales de amor cada día, aún que no me veas, no me sientas, ¡Aquí estoy!


Escrito por: Susana Rocío Mejía García ®
lunes, 07 de diciembre de 2009

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por comentar los articulos de éste blog! Muchas Bendiciones para ti!!!